Decálogo del Gendarme Argentino

El Decálogo del Gendarme Argentino son diez puntos marcados a fuego en cada uno de los Gendarmes,  recibidos desde su periodo de instrucción básico hasta su muerte, sea en actos del servicio o retirados.  De conceptos simples pero valores grandes, representa la filosofía de la Fuerza y de sus integrantes, que los aplican en todos los contextos en los cuales desempeñan su misión, ya sea ciudades o fronteras o en cualquier parte del mundo.

Hoy lo compartimos en nuestras páginas, reproduciendo además una carta simple y sincera que los ciudadanos de bien hacen llegar a sus integrantes.

DECÁLOGO DEL GENDARME ARGENTINO

  1. Tengo el honor de ser Gendarme.
  2. Soy correcto,  porque el ejercicio de mi función debe ser irreprochable.
  3. Soy enérgico para no ceder en mi cumplimiento de mi responsabilidad.
  4. Soy disciplinado,  porque en la disciplina está fundado el orden y el respeto mutuo.
  5. Soy leal, porque sin lealtad no hay hombre de bien.
  6. Soy cuidadoso de mis armas y de mi equipo, porque ellas son patrimonio de la Nación confiado a mí custodia.
  7.  Soy constante Centinela para velar por la Soberanía Nacional, proteger la democracia,  el cumplimiento de sus leyes y defender los derechos de todas las personas.
  8. Soy presencia viva en toda la geografía del territorio patrio y en cualquier lugar del mundo en misión de paz, y mi mayor satisfacción es el deber cumplido.
  9. Soy Patria, Ley y Derecho.
  10. Soy un Gendarme,  es decir soy una persona de bien.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *