HOMENAJES: HÉROE CAÍDO

 

NO ME FUI, NO HE MUERTO, NO SOY UNA TUMBA, 
YO REGRESO SIEMPRE AL MISMO LUGAR,
JUNTO CON EL VIENTO, JUNTO SON LA LLUVIA,
JUNTO CON LAS OLAS DEL OCÉANO AUSTRAL.

Y ESTOY DE CONSIGNA PERMANENTEMENTE,
EN LA FRÍA TURBA, EN LA INMENSIDAD,
CUANDO SE MARCHARON DEJÁNDOME SOLO,
ME SENTÍ MUY TRISTE Y QUISE LLORAR.

PERO ME DI CUENTA QUE NO HABÍA MOTIVOS,
USTEDES SE FUERON Y YO ME QUEDE,
ANCLADO EN LA TURBA QUE REGUÉ CON SANGRE,
ENREDADO EN ALGAS QUE YA SON MI PIEL.

DE AQUÍ NO HAY PIRATA QUE PUEDA SACARME, 
VOY ADONDE QUIERO DE AQUÍ PARA ALLÁ,
Y PINTO LOS CIELOS DE CELESTE Y BLANCO,
Y AUNQUE A ELLOS LES DUELA LOS DEBEN MIRAR,

Y ENTONCES ME ELEVO SOBRE SUS CABEZAS,
Y CANTO EN EL VIENTO MI HIMNO NACIONAL,
PORQUE YO SOY ESO, EL CANTO DEL VIENTO,
AQUEL AL QUE NUNCA HABRÁN DE CALLAR.

LA TURBA Y EL AGUA, LOS MONTES, LOS CERROS,
SON DE MI BANDERA Y DE NADIE MAS,
SON ESA SIMIENTE REGADA CON SANGRE,
CRIOLLA Y ARGENTINA JOVEN SIN IGUAL,
ORGULLO DEL PUEBLO Y NUESTROS HERMANOS,
CONSIGNA INNEGABLE DE ARGENTINIDAD.

ARMANDO R. ANTÚNEZ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *