RAM: Según Nación, el 71% de los delitos se cometieron en Chubut

El informe del Ministerio de Seguridad de la Nación afirma que Resistencia Ancestral Mapuche desde 2010 a la fecha cometió 96 delitos en Chubut, Río Negro y Neuquén.

El informe del Ministerio de Seguridad de la Nación afirma que Resistencia Ancestral Mapuche desde 2010 a la fecha cometió 96 delitos en Chubut, Río Negro y Neuquén y que el 71% tuvieron lugar en esta jurisdicción. Según el trabajo, el 23% de los casos fueron daños, 18% incendios y 17% abigeato. Patricia Bullrich considera que hablar de la organización “implica hablar de la FARC”.

El miércoles, el Ministerio de Seguridad de la Nación, junto a los gobiernos de Río Negro, Neuquén y Chubut (a éste lo representó el ministro de Gobierno, Pablo Durán), anunció la creación de un comando unificado para la lucha contra Resistencia Ancestral Mapuche (RAM), una organización a la que se le atribuyen vínculos con los pueblos originarios que participaron de la recuperación de territorios en Cushamen, donde desapareció 77 días Santiago Maldonado.

En ese marco, se dio a conocer un informe conjunto que realizaron las provincias patagónicas junto al organismo de seguridad que conduce la polémica Patricia Bullrich Luro Pueyrredón, y el mismo afirma que el 96% de los delitos que cometió esa organización se produjeron en Chubut, donde también se produjo el primer incidente en el que participaron integrantes de esa organización, indica el trabajo.

Según el informe, ese año “un grupo de personas rompió los vidrios de una estación de servicio en la ciudad de Esquel”, manifestándose “en contra de las inversiones capitalistas petroleras, el despojo, los atropellos y la represión, en Memoria de Kollio por la Reconstrucción y la Liberación”.

Ese es el primer registro que el Gobierno de Mauricio Macri tiene de la RAM, organización a la que define como “un movimiento etnonacionalista violento” que comete “delitos contra la propiedad, contra la seguridad pública, contra el orden público y contra las personas”, y que tiene como objetivo “promover una lucha insurreccional contra el Estado argentino y la propiedad privada de la tierra”.

Para el Gobierno, entonces, “hablar de RAM implica hablar de CAM (Comunidad Arauco Malleco), MIR (Movimiento de Izquierda Revolucionaria), FPMR (Frente Patriótico Manuel Rodríguez), FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia) y sectores anarquistas”.

DAÑOS Y ABIGEATO

El trabajo de 180 páginas asegura que la RAM “recurre a la violencia extrema para alcanzar sus objetivos”. No obstante, al detallar los delitos en los cuales se la acusa afirma que el 31% de los casos fueron daños, el 18% incendios y el 17% abigeato. Luego los acusa de “corte de servicios”, “privación ilegítima de la libertad”, “daño agravado”, “amenazas”, “interrupción de los servicios públicos”, “atentado y resistencia”, “disparos de arma de fuego”, “lesiones graves”, “extorsión”, “usurpación”, “robo” y “lesiones”.

“Son 96 procesos en trámite, tanto en la Justicia federal como en la justicia provincial”, asegura el Ministerio, que considera que “a partir de la usurpación del cuadro Vuelta del Río, en el Paraje Leleque, departamento Cushamen, en el año 2015, los hechos delictivos se han incrementado de manera notoria, verificándose una escalada de violencia en la zona”.

El área que dirige Bullrich advierte que el Gobierno y las provincias, “alertados por la escalada del conflicto en territorio chileno, buscan evitar llegar a la situación en la que se encuentra actualmente el país trasandino respecto a estos reclamos territoriales. Por ello, tanto la Justicia Federal en la zona de conflicto como la Justicia Provincial se encuentran trabajando actualmente en forma conjunta para avanzar en las investigaciones en curso, en estado avanzado. Y así poder alcanzar una perspectiva penal acorde a la amenaza que representa este grupo violento para la sociedad, afectando la seguridad, el comercio, las economías locales, el turismo y la libre circulación, tanto de argentinos como de extranjeros que se encuentran en nuestro país”.

FUENTE: Diario “El Patagónico”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *